Probando mermeladas de plantas nativas y algo mas.

El fin de semana pasado se realizo acá en Mar del Plata, la feria Masticar (como describió alguien que vi “comida callejera al mas alto nivel”), además había un mercado con productos para llevarse a la casa, lugar donde pasé el mayor tiempo junto a otro amigo huertero (Jose Luis), compartimos experiencias con varios puestos, y nos detuvimos un buen rato en uno (que ya previos días sabía que iba a tener su lugar en la feria), el puesto de “Mujeres soñadoras”: un emprendimiento de un grupo de mujeres de Misiones que frente a la tala del monte buscan revalorizar esos arboles haciendo estos productos. Visitamos otros puestos, la mayoría productores de la zona pero a la vez había algunos de otras provincias. Algunos de los puestos estaban atendidos por los mismos productores y otros por representantes. Todos con muy buena onda: me traje la mochila cargada de cosas.
La feria fue un éxito así que espero se repita!!!

Que rica mermelada la de pitanga, medio liquida, me recordó a la mermelada de rosa mosqueta. Es la única fruta que probé antes la fruta que la mermelada.
Otra mermelada muy rica, me recordó un poco al de ciruela pero de ciruela no ácida, es la que más se nota los pedacitos de fruta.
La mas liquida de las cuatro mermeladas, un toque mas ácida que las otras, me recordó un poco a mermelada de uva, muy rica.
La mermelada de guaviroba muy rica también, me pareció un toque de naranja suave no ácida y durazno, la menos liquida.
En otro puesto había arrope de chañar, algo que quería probar también, ya que un visitante del blog (Luis) hace un tiempo hablaba del chañar, es como una miel acaramelada de sabor fuerte y muy dulce, un aroma increíble ni bien abrís la tapa.
De la finca Chipalto de Tucuman (atendido por dos Tucumanos con muy buena onda) me traje estos dos mangos, el de la izquierda muy dulce, un manjar de mango de los mejores que he probado, y el de la derecha si bien es menos dulce que el otro, tiene un aroma mas fuerte y es un toque más ácido, delicioso también.
También de finca Chipalto Tucuman traje maracuya, una fruta que me gusta, me faltó sacar foto cuando la corté al medio, ácida y muy perfumada, rica.
De Lincoln, Buenos Aires, estaba este puesto, te vendían miel en panal, delicioso.

One thought on “Probando mermeladas de plantas nativas y algo mas.

  1. que delicia cuando mi arbol de jaboticabas de mas frutos, hare mermelada! tenia un arbol de guayabas y quedaban unas mermeladas deliciosas, angustiosamente lo talamos porque se empezo a secar cada rama y se podrian no se que le paso , pero era altisimo he llorado por ese arbol pues eran guayabas rosadas mi patio amanecia con aquel olor a guayabas .

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *